Cristianos Perseguidos y Olvidados

Niños refugiados

 Papa Francisco: “Oremos de modo especial por los que sufren persecución a causa de su fe”

Pensando en ellos, la Iglesia chilena instituyó el “Domingo de Oración por la Iglesia Perseguida” que se celebra una vez al año. Te invitamos a recordar en forma especial este “Domingo de Oración”, a nuestros hermanos que son perseguidos y humillados por su fe en Irak y la República de Centroáfrica.

 Irak Agoniza

En junio de 2014 comenzó el terror en Irak. El grupo islámico radical EI (Estado Islámico),  que se propone imponer por la fuerza un estado islámico sunita dentro de Irak, ha atacado sin piedad a la población civil ensañándose con especial brutalidad contra los cristianos. Los rebeldes han marcado la puerta de los hogares cristianos con un signo para tenerlos identificados.

Se calculan en más de 100.000 los cristianos iraquíes refugiados en los pueblos del norte de Irak. Debieron huir con lo puesto, sepultando tras de sí sus logros, sus sueños, su vida. Muchos sin siquiera haber podido despedirse ni enterrar a algún familiar muerto en el ataque.  “Estas tropas sembraron un terror inconmensurable entre la población de Mosul y en toda la región de Nínive, bombardeando ciegamente con morteros zonas civiles” señaló a AIS el Arzobispo Emil Nona de la Arquidiócesis caldea de Mosul.

Colegios, hospitales e iglesias están llenos, y además se han debido habilitar campamentos de campaña, bajo el sol abrasador del verano iraquí. Una delegación encabezada por el Presidente Internacional de AIS, desafió el peligro y viajó al norte de Irak para visitar a familias refugiadas y ver cómo hacer más efectiva la ayuda. En Erbil, la capital kurda,  está la mayor concentración de refugiados. Están en impactantes condiciones de hacinamiento.

El clamor fue siempre el mismo: “¡Por favor, protéjannos!”

República de Centroáfrica Sufre

Es el quinto país más pobre del mundo, uno de los lugares más inseguros para vivir. Más de 625.000 centroafricanos se encuentran desplazados dentro de su propio país y entre 80.000 y 100.000 se han refugiados en países vecinos. El éxodo comenzó cuando miembros de Seleka, un grupo de guerrilleros fundamentalistas islámicos, tomó el poder en marzo de 2013. Entonces comenzó un reino de terror: saqueos, violaciones, incendios de viviendas y asesinatos de civiles inocentes. El principal blanco eran los cristianos. El nuevo gobierno ha sido incapaz de garantizar la paz.

Monseñor  Juan José Aguirre, español, lleva más de 30 años viviendo en la República Centroafricana. Es Obispo de la diócesis de Bangassou, y relató a AIS que después de atacar a los sacerdotes y religiosas de su diócesis, “los radicales islámicos entraron en las capillas y apilaron las bancas hasta prenderles fuego. Luego, rompieron el sagrario y se llevaron las hostias consagradas… Iglesias y capillas fueron arrasadas por el fuego”.

El Papa Francisco ha dicho que la Iglesia es un “hospital de campaña”. En la República Centroafricana esto es una realidad, ya que miles de personas han buscado refugio en las misiones y monasterios.

El monasterio carmelita en Bangui, la capital de Centroáfrica se ha convertido en uno de los mayores campos de refugiados. En su terreno viven 7000 personas y desde diciembre han nacido  30 niños. “Esperamos que puedan volver a sus casas, pero no vemos que esto vaya a terminar”, dijo a AIS el prior padre Federico Trinchero.

Invitamos a orar con especial fervor por todos estos hermanos que viven su fe cristiana de manera heroica.

Foto Mosul (2) Tiendas de campaña en Irak