Jóvenes de Temuco compartieron mañana entretenida con niños de la Fundación Mi Casa

l1

“Representantes de diversas unidades de Pastoral Juvenil del decanato de Temuco compartieron un mañana muy especial con los niños de la Residencia Francisco Valdés en Temuco”.

 

H ace pocos días, el pasado 7 de septiembre, jóvenes provenientes de las distintas parroquias de Temuco participaron de una actividad enmarcada en la acción solidaria. Cerca de las 10 de la mañana prepararon un desayuno muy emotivo y lleno de cariños para compartir con los niños de la residencia Francisco Valdés.

Durante toda la mañana estos niños fueron los protagonistas de juegos, cantos y dinámicas preparadas por los jóvenes del decanato de Temuco, quienes motivados por la alegría de estos pequeños hermanos pudieron empaparse de amor de Cristo expresado en las sonrisas de cada uno.2

Para Macarena León, de la Parroquia San Juan Bautista fue una mañana emocionante: “Fue una experiencia muy emotiva, los niños no están acostumbrados a tanta demostración de cariño. Conversamos con ellos, jugamos y hasta bailamos cueca, eso fue lo más lindo… yo bailé con un niño sordo mudo que realmente me impresionó.”

En tanto Juan José Montoya de Santo Tomás señaló: “Fue una experiencia hermosa de fraternidad. Representa también nuestra acción como jóvenes de Iglesia y que no sólo vamos a Misa. Fue fuerte conocer la experiencia de cada uno de los niños,  pero a la vez gratificante saber que pudimos aportar con el sólo hecho de sacarlos de su rutina. Verlos sonreír, jugar alegres es la mayor satisfacción”

Esta misión estuvo acompañada de una campaña solidaria impulsada en el mes de agosto que invitó a todas las parroquias a través de sus jóvenes reunir diversos alimentos, los que fueron entregados en la misma actividad.

 

98