Por la visita del Papa Francisco y la unidad  de los cristianos se pidió el día de Purísima en Victoria

Pueblo Católico unió en procesión, Capilla de la Virgen  del Carmen de René Schneider  con la Parroquia de Nuestra Señora de La Merced portando la Imagen de la Madre del Señor.

El pasado 08 de Diciembre, la Iglesia celebró la Solemnidad Universal de la Inmaculada Concepción de María y la ciudad de Victoria, la Parroquia de Nuestra Señora de La Merced, sus comunidades eclesiales de base, urbanas y rurales,  se reunieron a las 18:30 horas, en la Capilla de Nuestra Señora del Carmen, en la Población “René Schneider Cherau”, para iniciar la procesión hasta el templo sede, fundado en 1930.

La actividad la encabezó, el Superior de la Comunidad Mercedaria del Sur, R. P. Pedro Juan Díaz Rodríguez, y los diáconos, Patricio Benavente Silva, Roberto Poveda Espinoza y José Poveda Espinoza.

Allí, en la oración de Envío, el sacerdote dijo:

¡BIENVENIDO FRANCISCO!

Vamos a dar inicio a esta procesión pidiendo por la próxima visita de nuestro Papa Francisco, que visitará nuestro país y nuestra región. Preparemos nuestro corazón para recibirlo, porque es la presencia de Cristo que  nos viene a anunciar su Evangelio, a darnos un Mensaje de Esperanza y de Amor. Que el Señor nos ayude en este caminar, para que podamos ser más unidos y lo hacemos, fundamentalmente, por la Unidad de Todos los Cristianos”. 

La romería  la encabezaba la Imagen de María, seguida de los integrantes del  ya famoso  grupo “ Fuerza Mercedaria”, rumbeando por Avenida Dartnell, Baquedano, Avenida Confederación Suiza, Ramírez y terminar con la celebración de la Santa Eucaristía, en el frontis del recinto parroquial, donde esperaba un hermoso escenario

El animador, Alberto Sanhueza Pirce,  recordando que la Fiesta Mariana se situaba en el marco de Adviento, tiempo de preparación para la Navidad, subrayó que “es caracterizado por la vigilancia y la oración, tiempo en el que María nos acompaña y nos indica cómo hacer vivo y activo, nuestro Camino hacia la Noche Santa de Belén”.

MADRE DE JESÚS

En el momento de la Homilía, Fray Díaz señalaba que “Para nosotros, hoy en este tiempo, la Inmaculada Concepción se torna una fiesta, el reconocer que María es la Madre de Jesús pero que para ese fin fue preservada desde su nacimiento pero lo más importante de todo esto es el sentido  del pecado como relata la Primera Lectura, al hablarnos de este primer  pecado original de Adán y Eva (Génesis 3, 9-15.20).

El sacrificio Eucarístico concluyó con los detalles de los preparativos de los fieles que se han inscrito para asistir a los actos en Temuco de la Santa Eucaristía, que presidirá el Papa Francisco.

 Corresponsal: Manuel Burgos Lagos, periodista