Fiesta Patronal de San Enrique en Purén

Confirmaciones e Inauguración Capilla San Agustín del Lingue.-

La presencia de Monseñor Héctor Vargas Bastidas, Obispo de La Araucanía, este fin de semana en la Parroquia San Enrique de Purén, fue de mucha alegría para los feligreses que esperaban con mucho entusiasmo su llegada, el cual con palabras de buen pastor se dirigió a los veintisiete catecúmenos que recibieron el sacramento de la confirmación la noche del viernes 10 de julio, provenientes de las CEB Boyeco y Centro. La simpatía y carisma especial con que Monseñor se dirigió a los confirmandos en su homilía conmovió a la numerosa familia católica presente en esta ceremonia. Con lágrimas de emoción fueron partícipes de este acto sacramental, que los hace discípulos misioneros de Jesucristo para dar testimonio de vida cristiana en su vida diaria que es ahí donde el Señor los llama.

Al día siguiente la comunidad eclesial de base “El Lingue” se vistió de gala para acoger a Monseñor Héctor Vargas, quien llegó a bendecir la reposición de la capilla “San Agustín”, ceremonia que convocó a un centenar de feligreses de diferentes comunidades. Sus palabras expresadas fueron: “Muy contento de haber tenido este  encuentro tan hermoso con esta comunidad cristiana destinada a venerar a San Agustín que hoy ha celebrado la restauración de su capilla y otras dependencias que le va a permitir prestar un mejor servicio, no solamente religioso, sino que también un servicio a todo el resto de la comunidad en la medida de sus posibilidades en tantos ámbitos que son propios de la misión de la iglesia; por tanto quiero felicitar a la comunidad del Lingue y a todos los que han aportado y estamos viviendo una verdadera fiesta de mucha alegría, fraternidad, convivencia y mucha esperanza en el futuro respecto a la tarea evangelizadora del lugar”.

De la misma forma Elena Paillali, animadora de esta comunidad sentenció con mucha emoción: “Mis palabras son de puro agradecimiento a las personas quienes hicieron posible la restauración de nuestra querida capilla que para nosotros es un orgullo; me siento muy emocionada por el inmenso trabajo para lograr esto que hoy celebramos. Estamos felices, le rogamos a nuestro padre Dios que nos acompañe para seguir adelante y para que lleguen cada día más hermanos; las puertas siempre estarán abiertas para quienes lo requieran. Vuelvo a reiterar que mi corazón está llenito de emoción por tener aquí a nuestro Padre Obispo; gracias al padre Carlos Aedo y a todos los madrugadores encabezado por Don Bernardino Fuentes que dieron todo para alcanzar este sueño”.

Algo de historia

La parroquia San Enrique fue fundada en el año 1907. El Padre Francisco Kuplenick fue el sexto párroco en esta comunidad; venía de Yugoslavia huyendo de la Segunda Guerra Mundial; fue párroco desde el 9 de octubre de 1957.

Luego del terremoto del ’60, viendo la destrucción dedicó sus esfuerzos a crear capillas rurales; es así como surge la Capillas de Tranamán, Melinchique, Quilaco y El Lingue.

El terreno de la capilla san Agustín de El Lingue fue donado por la familia Manchileo. En ese tiempo se llamaba comunidad Cheuquemilla que estaba conformada por 62 familias que ayudaron a su construcción.  Posteriormente, fue inaugurada en el año 1964 siendo coordinador y catequista Don Francisco Pichún. En ese tiempo se celebraba la Eucaristía cada quince días y una vez al año se realizaban las misiones, atendidas por religiosas con el apoyo de la comunidad.

La capilla por el transcurso de diez años cobijó a los alumnos del sector en donde se crea la escuela particular “Cheuquemilla”, siendo su profesor don Victoriano Cartes Gajardo, con una matrícula de 85 alumnos de 1° a 4° básico como cursos combinados que se extendió hasta 8° básico posteriormente. Además en horario nocturno dio formación a los adultos del sector.

El año 1975, el Obispado de Temuco recibe legalmente el terreno, es así como el 24 de junio de 1980, el Obispo de turno Monseñor Sergio Contreras Navia entregaba una parte del este espacio físico para la construcción de la posta y dos años más tarde otro espacio para la construcción de una Escuela.

Con mucho afecto, la comunidad recuerda a  Don Juan Eliecer Valenzuela Leal (Q.E.P.D) uno de sus animadores, por su gran fe y compromiso, el cual en el año 1984 dirigió una de las misiones más significativas y grandes de nuestra comuna con misioneros de la diócesis de Temuco y Mercedarios de Santiago. En esa oportunidad se celebraron 68 bautizos, 18 matrimonios, 27 primeras comuniones y 27 confirmaciones.

Con el paso de los años la gran mayoría de los residentes han emigrado a otros lugares lo que ha generado que esta comunidad se vea dispersa y con baja población, sin embargo, siempre se ha mantenido la celebración de la Eucaristía mensual, algunos sacramentos y misiones permanentes.

Con la llegada del Padre Carlos Hernán Aedo Méndez a nuestra Parroquia, se encuentra que esta capilla un tanto destruida y abandonada requiere de una urgente reparación, lo que fue planteado a la comunidad, encabezada por la animadora Sra. Elena Paillalí quienes aceptaron con gran entusiasmo. Es así como un grupo de hermanos “Madrugadores” y el presidente del comité económico de la parroquia don Bernardino Fuentes Valenzuela emprendieron esta noble misión de reparación y hermoseamiento hasta lograr su restauración que hoy inauguramos la cual quedará al servicio y disposición de las diferentes actividades, retiros  y encuentros de los grupos de iglesia que necesiten un lugar de reflexión y meditación en la paz y tranquilidad de la naturaleza propia de este hermoso lugar de El Lingue.

Fuente: Francisco Rifo.

Fecha: 27-07-2015.

20150711_113003

20150711_111806 20150711_111827