Mons. Héctor Vargas: “Tan importante como este plan, es el proceso que sigue”

La Presidenta de la República Michelle Bachelet, anunció esta mañana el Plan de Desarrollo y reconocimiento de La Araucanía, documento basado en el informe elaborado por la Comisión Asesora Presidencial de La Araucanía, encabezada por Monseñor Héctor Vargas Bastidas, obispo de Temuco.

La ceremonia se llevó a cabo el Salón Montt del Palacio de La Moneda contando con la presencia de varios ministros de Estado, los miembros de la Comisión Asesora y representantes de comunidades mapuches.

Aparte de anunciar algunas medidas para el desarrollo y reconocimiento de esa zona del país, sin duda alguna el momento más aplaudido fue cuando la mandataria, a nombre del país, pidió perdón por los errores cometidos como país: “En mi calidad de Presidenta de la República, quiero solemne y humildemente pedir perdón al pueblo Mapuche por los errores y horrores que ha cometido o tolerado el Estado en nuestra relación con ellos y sus comunidades” dijo.

Y luego agregó: “También quiero reconocer el dolor y las pérdidas que han afectado a todas las demás víctimas de la violencia rural en la región y pedirles perdón por aquellas veces que como Estado no supimos asegurar la paz y proteger su integridad”.

La Presidenta reforzó el gesto señalando que “quiero dar este primer paso para mercar el comienzo de un diálogo que nunca debe interrumpirse, porque en palabras del poeta mapuche Elicura Chihuailaf, ‘queda mucho por conversar’”.

Muy alentador para todos

Finalizada la ceremonia, el obispo Héctor Vargas respondió a las consultas de la prensa, aclarando que se necesitan conocer la totalidad de las propuestas de la Presidenta para hacerse una idea acabada de este Plan: “ella mencionó solo algunas propuestas, las que consideró fundamentales, pero sin duda esto constituye un avance importante para muchos de estos temas que se vienen arrastrando hace tanto tiempo. Estamos satisfechos en el sentido de que finalmente una comisión con estas características logra llegar al fin de su trabajo y logra tener la respuesta del Gobierno. Sabemos que trabajó el informe de la comisión asesora durante cuatro meses para llegar finalmente a la respuesta que ha dado hoy la Presidenta. Falta ahora conocer todo el resto de las propuestas” opinó.

Adelantó el obispo de Temuco que “en varios de los temas sensibles, creo que constituye un avance que es importante valorar. Ahora, tan importante como esto es el proceso que sigue, tenemos entendido que se va a conformar en la Araucanía una instancia que en forma independiente del gobierno regional y de los organismos públicos va a tener la tarea de comenzar a trabajar cada uno de estos temas para poder concretarlos, aterrizarlos y ya hacerlos definitivamente viables”.

En relación a la solicitud de perdón al pueblo mapuche, Monseñor Héctor Vargas, consideró que es un gesto valorable: “Yo creo que cuando la Jefa de Estado y en nombre del país pide perdón públicamente a los pueblos originarios de manera particular en esta ocasión al pueblo mapuche, por toda esta relación que ha habido entre ellos en los últimos 150 años, me parece que es un gesto, un signo que hay que valorar en toda su grandeza y que tiene que ver con las políticas de reconocimiento, sin lugar a dudas. Creo que faltaba este gesto, esto puede ser muy alentador para todos nosotros y el inicio de un camino que puede llegar a una auténtica justicia.”

Finalmente el pastor envió un saludo a la comunidad mapuche que el 24 de junio celebra su We Tripantu, su Año Nuevo. “La cosmovisión mapuche tiene elementos preciosos que nos pueden ayudar a construir el buen vivir en la Araucanía” dijo Monseñor Vargas.

Fuente: Prensa CECh 
Fotos: Presidencia.cl