Angol celebra al Patrono de la Ecología, el Hermano de todos

Hermanos Franciscanos, Religiosas de Angol, laicos OFS, Jufra y comunidad parroquial, celebraron en la Parroquia San Buenaventura, fiesta en honor a San Francisco de Asís. 

En la sede parroquial por nueve días, se rezó el rosario y luego diferentes grupos reflexionaron pasajes de la vida del Santo de Asís para concluir cada día de la novena con la Eucaristía. En el atardecer del día 3 de Octubre se recordó y celebró junto a los jóvenes de Jufra, el momento en que el Santo entregó su alma a Dios.

Angol y las comunidades del campo tienen una gran devoción a este Santo del siglo XIII, personaje muy antiguo pero que por su simplicidad y sencillez de vida, el pueblo lo siente cercano, además su testimonio posee un mensaje de mucha actualidad pues motiva a creer que es posible construir juntos un mundo mejor confiando en el Señor: “Francisco de Asís, nos llama a creer y confiar en el amor de Dios, abrazar la pobreza de espíritu y también la pobreza del desprendimiento material, el sin propio, que nos hace ser libres para amar como Cristo amó”,  señaló uno de los frailes franciscanos.

Esta devoción popular, cada año destaca en esta ciudad de La Araucanía por la gran participación de fieles de la ciudad y en la cordillera de Nahuelbuta, destaca también, por la rogativa que se hace al Santo para que proteja los campos y se tengan buenas cosechas. También la devoción atrae a niños, jóvenes y personas de toda edad porque Francisco es el santo de la creación, amigo de los animales, el Patrono de la ecología, razón por la cual se bendicen  las mascotas y vegetales.

Este año los Hermanos Religiosos desde temprano comenzaron la actividad, tanto en los colegios de las Religiosas Franciscanas, como en la cordillera donde se bendijeron las cruces que se ponen en los trigales. Por la tarde en un ambiente de mucha fiesta, se bendijo a los animales y plantas, invitando a los asistentes a promover el respeto a todo lo que Dios ha creado. Culminó la celebración con una solemne Eucaristía concelebrada en el antiguo templo parroquial donde llegan muchas personas para dar gracias al patrono de los campesinos, de la naturaleza y de los animales, al Hermano de todos, Francisco de Asís, que al convertir su vida al Señor, pasó de la tristeza, del sufrimiento y desolación a gozar de la alegría del amor de Dios.

La Parroquia San Buenaventura finalizó estos días de novena y celebración con un agradable compartir fraterno en los salones del convento.